Noches en azul

Publicado en El que suscribe.. el 4 de Febrero, 2015, 20:17 por -SaLeM-

  Por una vez, gracias a mis miedos pude conocer el sabor de un invierno.

  Una noche encontré su azul a medio gas, intentando buscar reflejo en aquel verde descuidado a veces. A ambos nos hubiera gustado que hubiera sido una casualidad quien la hubiera puesto allí, y ahora sé que fue por eso que cuando traté de saber sus respuestas se daba la vuelta y me decía que ‘no era nada’ y me despedía hasta el final de la siguiente madrugada.

  A lo largo de los días me dejaba entrever que rimaban sus años y mis fracasos. Ambos llevábamos una derrota, la suya sin apenas tiempo, y la mía anunciada meses atrás.. En uno de aquellos momentos me miró a la cara y me dijo que cambió por exigencia unos días lejos por cajas de cartón duro y maletas, de remover los recuerdos y dejarle descubiertos al polvo en las estanterías. Me precipité y la ofrecí mi mano, inventarme un amigo por un rato, y lo demás.. se lo llevaría el viento. Y no me escuchó. Y me caí por dentro..

  Soy una persona impuntual, despistado, y aquellas veces era yo quien le ganaba tiempo al reloj para saber si por fin me enseñaría sus heridas, o para hacernos compañía cuando aún no habían puesto las calles, cuando nadie nos veía. Jamás sabrá que sus ‘ojalá’ se hacían realidad cuando me decían ‘que tengas un buen día, Salem’ y me pasaba el día colgado pensando en nuestro momento..

   Llegué a odiar los sábados y los domingos. Los despertares sin hora de los que tantas veces os hablo en Twitter y que tanto me hacen falta. Buscaba como un furtivo sus pasos entre los restos de pino seco por si se me había adelantado..  


  ..pero esta es una historia larga de contar. Me gustaría haceros sentir al menos una parte de lo que sentí yo. Y aunque los más cercanos ya conocéis los detalles.. Dejadme que ella también sea una de mis letras.